Destinos

Marruecos

Bañado por las aguas del Atlántico y el Mediterráneo este colorido país del norte de África es una de las principales puertas de entrada al gran desierto del Sáhara. Recorrerlo a camello y dormir en una jaima bajo una noche estrellada es una experiencia que no olvidarás jamás.

Bajo las estrellas del desierto

La plaza de Yamaa el Fna, en Marrakech, la capital, es el símbolo de un país tan fascinante como incombustible. Mercaderes, monos y encantadores de serpientes le dan un ritmo frenético que contrasta con la tranquilidad de los pequeños pueblos de pescadores como Essaouira, declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Ksar de Ait Ben Haddou es un precioso pueblo de arcilla y adobe en el que el tiempo parece haberse detenido. El lugar ideal para saborear un té de menta, la bebida más popular. Si buscas lugares que descubrir en Marruecos, te recomendamos las laberínticas calles de Fez y su medina del siglo VIII o la ciudad azul de Chaouen, a los pies de las montañas del Rif. Las cascadas de Ouzoud, en la cordillera del Atlas, son el paraíso de los escaladores.

Divisa
La moneda es el dirham marroquí. Se recomienda llevar efectivo para comprar y regatear en los mercadillos.
Idioma
Los idiomas oficiales son el árabe clásico y el bereber. Esta última es la lengua que se habla coloquialmente en todas las regiones.
Internet
La calidad de la conexión a Internet es muy buena en los hoteles. En las zonas más rurales puede haber problemas de cobertura.
Clima
Gran variedad climática. En la costa, el clima es más fresco que en el interior donde hace un calor sofocante por la proximidad del desierto.

Nuestros destinos en Marruecos

Descubre nuestras marcas

Descarga la APP de Meliá en IOS y Android para conseguir una mejor experiencia móvil